La favorita

La favorita. Yorgos Lanthimos, 2018

Los conejos

En un mundo en donde por fin veamos una película protagonizada por tres mujeres enfundadas en roles de poder, manipulación, seducción, estrategia, ascenso y caída y no destaquemos que se trate de tres personajes femeninos que son poderosos, manipuladores, seductores, estrategas que ascienden y que caen, en ese mundo podríamos decir que La favorita, última película del griego sádico Yorgos Lanthimos (Atenas, 1973) tampoco es para tanto.

Mucho me temo que no vivimos en ese mundo.

La favorita es una película que, salvo la última media hora en la cual, creo, al director se le va la mano la gestión del ritmo entretiene muchísimo. La trama enreda y desenreda las envidias de tres personajes, la debilidad de uno de ellos al mando de un reinado  que echa chispas de pura guerra y la inteligencia de los otros dos: uno asumiendo la batuta de ese reinado en la sombra y el otro trepando hasta ocupar el puesto deseado cerquita de la corona.

Como “hemos venido a jugar”, cuando vemos La favorita ya sabemos que Yorgos nos va a dar violencias inesperadas, humores negros y extrañezas narrativas así que no vale asustarse, aunque parezca todo muy estético o muy refinado porque conocemos el fango y vamos a caer en él con Emma Stone, Rachel Weisz y Olivia Colman, tres bestias y pardas.

Esta historia sobre una reina incapacitada para serlo, que no sé si se ajusta a la reina Ana Estuardo verdadera o no (haré un “carlosboyero” y diré que tampoco me interesa saberlo) juega con los deseos de las que están a su lado con mayor o menor distancia, con lo que quieren ellas, con lo que creen que quieren y con lo que acaban obteniendo; se pringa hasta las cejas de morbo y subraya lo importante que es el sexo, a veces, para influir en los demás,venga éste de donde venga y lo practique quien lo practique.

No imagino esta película protagonizada por tres personajes masculinos sin pensar en ella como una “peli gay” (en la que probablemente no aparecería ni un sólo pito, aunque aquí hay pezones, sépanlo) y sin embargo nadie me ha comentado que se trate de una “peli de lesbianas”. No es correcto decirlo, supongo que no en este mundo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: