No habrá paz para los malvados

No habrá paz para los malvados; Enrique Urbizu; 2011

Justicia anónima

Una de las mejores cosas que tiene escribir en tu propio blog es la inmediatez de los contenidos que decides volcar en él. Habrá quien considere que eso es negativo, que si uno escribe según se le vienen las ideas, luego, cuando ya es tarde para rectificar, se da cuenta de que le hubiera gustado rectificarlo todo. Para mí, eso es precisamente lo mejor de mi blog: que lo que escribo en él va sin filtros ni segundas lecturas y que salvo un par de entradas extraordinarias (porque fueron entregas de corte académico en su momento, tienen sus años y de inmediato les queda poco) todo lo demás está crudo y es, ya digo, inmediato.

Me faltan minutos según acabo de leer un libro o ver una película par sentarme a “pensar por escrito” sobre lo que acabo de tragarme. Es por esto que recién desconectado el reproductor de dvd, me lanzo a considerar lo que he visto y es que las circunstancias obligan: ganadora de los más reconocidos Premios Goya del año (guión original, actor protagonista, director y película entre otros) No habrá paz para los malvados se ha dejado reproducir ante mis ojos y yo, inmediata, voy y digo que me ha dejado fría.

Puntualizo que no es “fría” sinónimo de “indiferente” al menos en este caso. La peli me despierta incomprensión, porque espero una historia de violencia y corrupción y me dan un largometraje seco, sucio y con muchas ganas de ser impactante pero que lo siento, a mí me resbala como el hielo.

Tal vez sean las interpretaciones, que una no sabe si es que se ha decidido intencionadamente que transmitan al espectador esa sosería que consiguen. Son polis, jueces y asesinos, terroristas, putas y mafiosos ¿no? a mí me han parecido calipos, de fresa y de limón, metidos en un arcón y esperando a que alguien los derrita. Una pena.

No voy a rayar con el asunto de los premios de la Academia de Cine, que ellos sabrán lo que hacen y yo de lo que no sé, tengo por principio no decir nada. Sin embargo estaría encantada de saber los porqués de que a José Coronado no le hayan dado un premio Goya antes: si iban a dárselo por esta película, bien podían no hacerle esperar tantos años al hombre, que yo creo que es más de lo mismo, de lo de siempre.

Me he hartado de leer interpretaciones simbólicas y reflexiones de tinte social-apocalíptico sobre esta película y lo he hecho feliz de la vida, no crean, porque no hay cosa que más me guste que ver qué opinan otros a los que les interesa lo mismo que a mí, de aquello que a mí me interesa. De todas saco provecho, me sirven para volver la mirada sobre detalles que a mí se me habían escapado y lo agradezco enormemente pero sigue sin gustarme.

Existen muchas series de televisión y muchas películas, muchas novelas y estoy segura de que muchos guiones que aún no se han adaptado, que cuentan lo mal que está todo y lo difícil que es conseguir que se haga justicia. Historias que plantean que sea una mano anónima la que intencionadamente (o no) acabe con las desgracias que en este mundo han sido, están siendo y serán. Es un arte complejo el de hacer acopio de todas esas ideas y darles forma de película, encajando las piezas como en un puzzle trucado en el cual poder insertar pistas sutiles y/o subliminales, datos que a posteriori puedan hacer las delicias de aquellos que, en segundos o terceros visionados, los persigan y los acaben encontrando.

No habrá paz para los malvados es una de ellas y para mí, nada que sobresalga por encima de ningún sitio. Si triste es pensarlo, más triste es escribirlo.

Y todo esto, a bote pronto.

4 comentarios sobre “No habrá paz para los malvados

Agrega el tuyo

  1. Ciertamente, no eres la única al que le ha sabido a poco este visionado. Anoche mismo la presencié, esperando encontrarme aquello que tan bien adornaban los miembros de la academia el pasado domingo (hoy hace ya 2). ¿Y qué me encuentro? Creo que las palabras ya las has descrito tú misma con este comentario.

    De nuevo, gran entrada. Sigue así.

    Me gusta

  2. Menos mal. A la mayoría de la gente a mi alrededor le ha encantado esta película. Pero a mí me ha dejado, como muy bien explicas en tu entrada, fría. Veo las intenciones que hay en ella, pero que no acaban de cuajar.

    Gracias por expresar tan bien lo que algunos barruntamos en nuestro interior.

    Me gusta

  3. Dani: gracias por el elogio. Me aburrí como una ostra viendo la peli, la verdad, pero hay muchos enamorados de ella y del modo en que cuenta todo lo que quiere contar (corrupción, violencia, el ocaso de una sociedad sin héroes pero con “superhéroes” que actúan en la sombra…). Yo, como siempre, sólo digo lo que siento.

    Yoesquesoydeletras: es un placer coincidir en criterios y opiniones.

    Un saludo.

    Me gusta

  4. Coronado se ha papado todas las pelis de Harry el Sucio para imitarlo al milímetro y lo hace muy bien,aunque yo le quitaba algo de mugre del cuerpo,dúchate,tio,pensaba mientras veía la peli,toda ella tan yanqui.En fin.Besotes (from the sea to the mountain ;)))

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: